UPACE San Fernando
Unión de Parálisis Cerebral

Entrevista a José Manuel Porras, presidente del CERMI Andalucía y Director de UPACE San Fernando

“La bondad del CERMI es tener claro cuáles son aquellas discapacidades en las que tenemos que volcarnos para que se pongan al mismo nivel que otras”

http://semanal.cermi.es/noticia/entrevista-jose-manuel-porras-bondad-cermi-tener-claro-cuales-aquellas-discapacidades-tenemos-volcarnos-para-se-pongan-mismo-nivel-otras.aspx

05/05/2017

Beatriz Sancho

La parálisis cerebral de su hija fue el catalizador de que José Manuel Porras sea hoy quien es -además de presidente de CERMI Andalucía y Aspace Andalucía-: un activista, un defensor a ultranza de los derechos y, muy especialmente por cuánto lo recalca, de la normalización de las personas con discapacidad. Aboga por la coherencia de las consignas que se proclaman desde el movimiento asociativo de la discapacidad con el ejemplo, en todo ámbito, con mayor hincapié para la consecución de la igualdad de sus mujeres y de la autorrepresentación de las personas con discapacidad en las organizaciones.

Desde que te conviertes en presidente del CERMI Andalucía hace casi ocho años, estás en tu segundo mandato, ¿cuáles han sido los escollos más destacables que has tenido que afrontar desde el cargo, cuáles se han resuelto, y cuáles están encaminados o queda quizás mucho por ser solventados?

FOTO JOSE MANUEL PORRAS CRUCEYRA 1

Mi entrada en la presidencia del CERMI Andalucía coincidió con la crisis económica nacional que, desgraciadamente, provocó un parón muy importante para la discapacidad y el movimiento asociativo. Nuestra labor ha sido intentar consolidar lo que teníamos o, al menos, no dar pasos hacia atrás respecto a los convenios y conciertos que teníamos establecidos. En parte se ha conseguido, pero hay que reconocer que llevamos bastante tiempo con ‘precios congelados’, aunque parece que ahora, muy tímidamente, empieza a moverse todo de nuevo.

Esta paralización ha afectado, por supuesto, a las políticas sociales que es donde mayor incisión hemos realizado: leyes, Convención de la ONU, servicios sociales, etc. Afortunadamente, este año hemos comenzado a ver el fruto de nuestro trabajo.

A nivel educativo, en Andalucía existe un retraso bastante importante para la inclusión plena porque, evidentemente, tiene que darse el requisito de que los centros ordinarios tengan todas las adaptaciones materiales y funcionales para que se materialice. Respecto a los centros específicos también vivimos un parón bastante importante. De hecho, en la última reunión que hemos tenido con la presidenta de Andalucía, hace unos dos meses, le hemos trasladado que llevamos mucho tiempo sin avanzar con el plan que recoge temas como comedores, transporte, ludotecas… Hay que conseguir que se ponga en marcha un plan concreto de centros específicos y, lo más importante, que se dote a los ordinarios de lo necesario para que la plena inclusión sea una realidad.

Relacionado con la educación también nos preocupa el tema de la formación, importantísimo para que las personas con discapacidad tengan acceso al mercado laboral y a mejores puestos de empleo.

Ponerlo en conocimiento de la presidenta ha permitido que la consejera de Igualdad y Políticas Sociales se haya puesto en contacto con CERMI Andalucía para buscar fechas y desbloquear definitivamente este tema. Hay que tener en cuenta que en 2012 hubo unos recortes de 384 millones de euros a la Ley de Autonomía y Dependencia, que no se han repuesto. De este modo, lo pactado, que debía ser financiado al 50 por ciento por la Junta de Andalucía y por el Gobierno central, pasó al 80-20.

Por otra parte, el empleo también se ha visto paralizado durante estos años por los recortes brutales que hemos sufrido y que hizo que la inclusión laboral cayera de manera vertiginosa, especialmente el empleo con apoyo. También este año, por fin, tras muchas negociaciones, hemos conseguido que se ponga en funcionamiento la nueva Ley de Subvenciones, que ya ha salido, así como el tema del empleo con apoyo y, lo más importante, gracias a la conversación con la presidenta, hemos conseguido que se esté elaborando un plan específico para personas con discapacidad, ya que en las leyes generales se nombra a la discapacidad y plantean temas para el sector, pero suelen terminar diluyéndose dentro de los macrofuncionamientos de Empleo. El plan, le llamen como le llamen, tiene que atender las necesidades específicas de las personas con discapacidad. Este plan que está redactándose tiene que consolidarse en el futuro para posibilitar el empleo para las personas con discapacidad.

“Hemos conseguido que se esté elaborando un plan específico para la inclusión laboral de las personas con discapacidad”

También seguimos peleando por la accesibilidad universal que, por supuesto, tiene que realizarse de manera transversal. De hecho, hemos solicitado que en el nuevo plan integral para la discapacidad recoja este asunto. Aunque ya se han hecho cosas importantes, para conseguir la accesibilidad universal aún queda bastante. Esperamos que ahora con la Ley de derechos y atención a las personas con discapacidad en Andalucía, que esperamos que este mes o el próximo se apruebe en el parlamento autonómico, cierre todo lo concerniente con la accesibilidad universal.

En resumen, todos los recortes que llegan a la Junta de Andalucía desde el Gobierno central repercuten en nosotros y en nosotras. Sí es verdad que tenemos una interlocución muy importante tanto con la presidencia como con las distintas consejerías y, de hecho, tenemos reuniones periódicas y estamos en contacto constante para poder solventar cada uno de los escollos que teníamos y que nos vamos encontrando. Pero también hay que decir que hemos avanzado, sobre todo en temas normativos.

El escollo para conseguir resultados, suele ser casi siempre el dinero, la financiación, la liquidez… cuando no se trata de concienciar, claro…

Sí, y hay que reconocer también que nos queda mucho para recuperar el nivel que teníamos en diciembre de 2011. Estamos pendientes de los resultados de la comisión que se creó, por parte de la reunión de hace de un par de meses de presidentes y presidentas de las comunidades autónomas (CCAA), para estudiar la financiación de las CCAA. De ahí saldría una partida importante, de suceder, para la reactivación del tema de Autonomía y Dependencia.

DSC03707

“Tenemos ya un acuerdo con la consejería Igualdad y Políticas Sociales para estudiar pormenorizadamente hasta dónde se puede llegar con los recursos propios de la Junta de Andalucía”

Paralelamente a esto, tenemos ya un acuerdo con la consejería Igualdad y Políticas Sociales para estudiar pormenorizadamente hasta dónde se puede llegar con los recursos propios de la Junta de Andalucía. Junto a esto, queremos hacer con la presidenta un calendario para ver qué es lo que puede entrar dentro de los presupuestos de este año y qué dentro de los del que viene.

Esto es lo que nos hemos encontrado durante estos años, y lo que estamos trabajando continuamente desde el CERMI Andalucía. Aunque, si me permites, otro tema que nos preocupa mucho actualmente es el del 0,7%, que para nosotros ha sido un mazazo importante porque con el dinero que nos llegaba se financiaban programas importantes de las distintas entidades. Ahora estamos sin nada porque está todo parado. Teniendo en cuenta que hay entidades que dependen directamente del 0,7% para subsistir, nos ha traído un agobio importante.

Efectivamente, muchas de estas cosas que he comento están prácticamente solucionadas, otras en vías de solución y a otras les quedan un tiempo importante para solventarse.

¿Y los éxitos más clamorosos que se han conseguido desde CERMI Andalucía? ¿De qué se siente orgulloso, satisfecho José Manuel Porras de haber conseguido, junto a los compañeros y compañeras, durante estos años?

De la consolidación del propio CERMI Andalucía, con las nuevas incorporaciones, y el acercamiento y reconocimiento de la entidad por parte de la Administración de que todo aquello que se tenga que plantear respecto a las personas con discapacidad ha de hacerse con el CERMI autonómico.

foto JOSE MANUEL PORRAS CRUCEYRA 5

“Otro éxito es el gran avance en normativa tanto en temas de atención temprana como de servicios sociales, así como la Ley de Derechos y la Atención a las Personas con Discapacidad en la que hemos tenido una intervención muy importante”

Además, otro éxito es el gran avance en normativa tanto en temas de atención temprana como de servicios sociales, así como la Ley de Derechos y la Atención a las Personas con Discapacidad en la que hemos tenido una intervención muy importante. Pero, además, en todos y cada uno de los decretos que van saliendo y que tocan temas trascendentales para la discapacidad.

También podría ser otro logro el hecho de que no hayamos dado demasiados pasos para atrás, aunque sí se han dado algunos por culpa de los recortes.

Habéis celebrado la aprobación de la Ley de Servicios Sociales por parte del Parlamento andaluz, ¿qué echáis de menos en la norma o qué es lo más destacable?

Estamos bastante satisfechos porque prácticamente casi todo lo que habíamos planteado se ha recogido. Estamos a la espera de empezar el desarrollo de algunos temas primordiales como pueden ser el contrato social, que para CERMI Andalucía es importantísimo, y que, una vez que se apruebe, irá a parar, de manera transversal, a cada una de las contrataciones que se hagan; también son importantes el plan estratégico que tienen que plantear y, sobre todo, la posibilidad de interlocución del CERMI Andalucía en todos los estamentos de decisión dentro del parlamento. Todo ello se ha logrado gracias al esfuerzo de todos y todas.

¿En qué consistiría ese “gran pacto de estado” que reclamáis desde vuestro CERMI autonómico para refundar el Sistema de Autonomía Personal y Atención a la dependencia?

Ya en su día dijimos que no podía ser que la ley tan importante no saliera con una partida presupuestaria fija. De hecho, propusimos que una parte proviniera del IVA, otra de los impuestos especiales, otra del IRPF y otra de la Seguridad social. Así, podíamos sacar una partida de muchas partes que se fuera consolidando con los años y se pudiera ir ampliando sobre partidas estables. Lo que no puede ser es que estemos con la incertidumbre con la que nos encontramos, y que venga un gobierno hoy y la aumente, y luego llegue otro y la rebaje o incluso la quite. La autonomía es la base principal para que las personas con discapacidad desarrollen sus vidas y lo mismo sucede con la dependencia. Parece que la estabilidad del Estado pase por el recorte de las políticas sociales, y eso es una barbaridad.

“Parece que la estabilidad del Estado pase por el recorte de las políticas sociales, y eso es una barbaridad”

¿En qué punto está el proyecto de Ley de los Derechos y la Atención a las Personas con Discapacidad de la Junta de Andalucía

Estamos pendientes, ya se han hecho todas las alegaciones. Seguramente que este mes o el próximo llegue al parlamento para su aprobación, aunque luego vendrá todo el desarrollo del decreto. Tendríamos ya una ley, que vendría a ser una ley de leyes, por su adaptación al contenido de la C0nvención de derechos de las personas con discapacidad. Es importante que se vayan conformando una leyes, normas que realicen una discriminación positiva tan necesaria para las personas con discapacidad para que, poco a poco, puedan tener una vida normal.

foto JOSE MANUEL PORRAS CRUCEYRA 8

 “La Ley de los Derechos y la Atención a las Personas con Discapacidad vendría a ser una ley de leyes, por su adaptación al contenido de la C0nvención de derechos de las personas con discapacidad”

Pues al hilo de la discriminación positiva. Sabes que en octubre de 2015 se celebraron elecciones en la Confederación Salud Mental España y que el único candidato que compitió con enfermedad mental fue Manuel Movilla, representante del Comité de Personas con Enfermedad Mental de Andalucía en la Junta Directiva de FEAFES Andalucía, una de las entidades miembros de la entidad que presides. “En todo lo concerniente a la Salud Mental, las personas con problemas de salud mental han de ser los protagonistas porque son quienes mejor saben de sus necesidades”, dicen desde el movimiento asociativo. Sin embargo, parece que en el específico de la salud mental, aunque lo pregonen, no se terminan de creer que las personas con enfermedad mental grave pueden y tienen que tomar las riendas de sus vidas y pueden y han de ser protagonistas de su propio movimiento asociativo. ¿Está de acuerdo? ¿Puede decirnos cómo se vivió esa candidatura en CERMI Andalucía y que podría haber sido un hito histórico en España?

Cuando este caso llegó a nuestra entidad fue, casi, casi, a toro pasado. Feafes Andalucía tiene su propia autonomía y su planteamiento, y ellos hicieron su asamblea y su propuesta a Madrid, En CERMI Andalucía no nos enteramos de todo el follón que se había montado en la Confederación Salud Mental España por una persona muy allegada al CERMI Andalucía, por cierto, como lo es Concha Cuevas, quien había presentado su solicitud a la presidencia de la confederación y que no se había tenido en cuenta. Hablamos con Feafes Andalucía, pero la verdad es que toda la situación era muy confusa.

“En CERMI Andalucía pensamos que las personas con discapacidad tienen que tomar las riendas de su vida porque se trata de su vida, y todas las personas que puedan hacerlo, tienen que hacerlo”

Sin duda, en CERMI Andalucía pensamos que las personas con discapacidad tienen que tomar las riendas de su vida porque se trata de su vida, y todas las personas que puedan hacerlo, tienen que hacerlo. Pero es cierto que hay personas con discapacidad que sí pueden representarse y otras tienen que serlo por un familiar o un allegado. Eso no significa que en un momento determinado puedan estar también en primera fila dentro del movimiento asociativo. Por lo menos esto es lo que venimos planteando.

Es cierto que es complicado porque incluso tenemos el problema en nuestras propias asociaciones y federaciones, pero esa es la dirección hacia la que tenemos que tender. El problema es que a la gente le cuesta mucho dar un paso atrás y tienen desconfianza en cómo lo harán esas personas con discapacidad por sí mismas. Yo siempre digo lo mismo: mire usted, ¿quién lleva la ONCE? Los ciegos. ¿Y la CNSE? ¿Y la discapacidad física? La parálisis cerebral, el autismo, síndrome de Down… es cierto que siempre estamos alrededor de este tema y vamos caminándolo.

Por ejemplo, en Madrid el presidente de Parálisis Cerebral es una persona con parálisis cerebral y es algo que, evidentemente, me alegra muchísimo. Lo que verdaderamente deseo es que vaya cundiendo este ejemplo por todas las entidades del movimiento. Pero sí que es cierto que hay una reticencia importante para que esto se haga. De hecho, siempre hago un paralelismo con el tema de la igualdad, se nos llena la boca de hablar de igualdad, hacemos los planes y, luego, en las juntas directivas hay muchos más hombres que mujeres, no hay paridad.

foto JOSE MANUEL PORRAS CRUCEYRA 7

“El problema es que a la gente le cuesta mucho dar un paso atrás y tienen desconfianza en cómo lo harán esas personas con discapacidad por sí mismas. Yo siempre digo lo mismo: mire usted, ¿quién lleva la ONCE? Los ciegos”

Luego abordamos a las mujeres con discapacidad, no te libras. Pero, al hilo de la candidatura de Concha Cuevas, no me has respondido si la apoyasteis o no…

No, es que no nos pidieron el apoyo de CERMI Andalucía y cuando nos enteramos ya había pasado todo. Si lo hubieran pedido, se habría estudiado en la permanente.

Replanteo la pregunta. Si no hubiera llegado “a toro pasado”, dadas las consignas del movimiento asociativo de la discapacidad, ¿habríais apoyado desde CERMI Andalucía al único candidato que, con enfermedad mental y hablando en primera persona, se postulaba para la presidencia de la Confederación Salud Mental España? La pregunta es pertinente porque Manuel Movilla era de la propia Feafes Andalucía, miembro del CERMI autonómico que presides…

Por supuesto que sí. No hubiéramos tenido ninguna reticencia a la hora de apoyarlo. Lo habríamos estudiado, pero habríamos secundado su candidatura como haríamos con cualquier otra discapacidad y cualquier otra entidad. Tenemos que caminar hacia que las personas con discapacidad se representen así mismas, aunque cueste, porque si no no seríamos coherentes con todo lo que hablamos de normalización.

“Tenemos que caminar hacia que las personas con discapacidad se representen así mismas, aunque cueste, porque si no no seríamos coherentes con todo lo que hablamos de normalización”

¿Cómo de importante es mejorar la imagen social de las personas con discapacidad visto que habéis firmado un convenio con la consejería de Igualdad y Políticas Sociales y Canal Sur para lograrlo? 

Es muy, muy importante. Es el segundo que firmamos y ya en el primero se mejoraron muchos temas: desde la forma de tratar las noticias cuando se habla de personas con discapacidad, la visualización de personas con discapacidad en distintos programas, etc. La colaboración con Canal Sur es fundamental para la normalización de las personas con discapacidad. En este segundo convenio hemos introducido, además, unos cursos para que los profesionales se mentalicen y aprendan a cómo hacer una entrevista a personas con distintas discapacidades.

Enlazando con la imagen de imagen de las personas con problemas de salud mental, tan devastada, ¿habéis hecho especial énfasis en la imagen social de las personas con problemas de salud mental, los grandes estigmatizados sociales en este convenio?

Sí, sí. Siempre lo hacemos cuando hablamos de discapacidad en los medios de comunicación, pero también que se tengan en cuenta en cualquier norma, decreto u otros temas. A la enfermedad mental y a la discapacidad intelectual tenemos que darles un plus, y tienen que tenerlo porque si no sería imposible que entraran a formar parte de la normalización que tanto reclamamos desde nuestro movimiento.

Hay discapacidades, como la intelectual y la enfermedad mental, que si no les damos esa discriminación positiva, no podrán participar en igualdad de condiciones con el resto de la ciudadanía. Si quienes estamos al frente del movimiento asociativo de la discapacidad no somos capaces de transmitir esta idea, ni defenderla, difícilmente los derechos de estas personas serán respetados, ni una realidad. La bondad del CERMI es tener claro cuáles son aquellas discapacidades en las que tenemos que volcarnos para que se pongan al mismo nivel que otras.

“Hay discapacidades, como la intelectual y la enfermedad mental, que si no les damos esa discriminación positiva, no podrán participar en igualdad de condiciones con el resto de la ciudadanía”

Esa discriminación positiva es la que también necesitan las mujeres con discapacidad. Se percibe una toma de conciencia aplaudible en CERMI Andalucía respecto a este sector: se denuncia su situación de “exclusión injustificable”, se reivindica el papel de las mujeres con discapacidad; tenéis una Comisión de la Mujer que funciona, mientras que otros CERMIS autonómicos aún no han sido capaces, etc. ¿Cuál es la situación actual de las mujeres con discapacidad en Andalucía? ¿En tu entidad rige la cuestión de género como algo trasversal: igualdad, paridad en altos cargos, etc.?

La verdad es que, aquí en Andalucía, las mujeres con discapacidad se han convertido en un tema sensible para todos nosotros y todas nosotras. En la mente de todo el mundo está el problema de las mujeres con discapacidad y su doble discriminación por ser mujer y tener discapacidad. Hemos trabajado siempre este tema: pertenecemos al Observatorio Andaluz contra Violencia de Género, tenemos la Comisión de la Mujer, que se ha visto reforzada tras la visita de la Fundación CERMI Mujeres y, a partir de ese momento, se ha reformado y se le ha dado un nuevo impulso bajo la coordinadora actual, Isabel Viruet, que es la delegada Consejo Territorial de la ONCE en Andalucía. Forman un equipo muy bueno y plantearán muchas más cosas porque aunque siempre han estado presentes, como siempre digo, las tres personas que están constantemente trabajando en CERMI Andalucía, las tres son mujeres.

foto JOSE MANUEL PORRAS CRUCEYRA 10

Pero tenemos que avanzar mucho en cuanto a paridad se refiere, tanto en el caso de CERMI Andalucía, como en el resto de federaciones. Es muy complicado, pero no porque el CERMI Andalucía ponga traba alguna para que las mujeres formen parte de su ejecutiva, sino porque las federaciones no mandan mujeres y, aunque podemos decirles que tendría que ser de otra manera, las entidades son autónomas y cuesta romper el cerco.

Afortunadamente, cada vez es más importante el nombre propio de las mujeres. Para mí, respecto a este tema, sucede algo curioso y es que cuando se reúne la ejecutiva con los técnicos de las distintas federaciones que forman nuestra entidad, el 80 por ciento son técnicas, mujeres. Es irónico que en la parte técnica no haya problemas con que si la mayoría son mujeres, y sí lo haya si lo son en la ejecutiva que es donde se toman las decisiones. En la ejecutiva de CERMI Andalucía aún hay más hombres que mujeres, aunque últimamente se viene denunciando la falta de paridad. Pero la intención la tenemos y, de hecho, estamos continuamente mandando mensajes a nuestros miembros de la necesidad de paridad en la ejecutiva.

“Es irónico que en la parte técnica no haya problemas con que si la mayoría son mujeres, y sí lo haya si lo son en la ejecutiva que es donde se toman las decisiones”

Por cierto, me ha llegado la noticia, y me ha gustado mucho, de que una de las normas que podría regular todo el tema del 0,7%, tanto a nivel nacional como autonómico, podría ser que para que puedan beneficiarse tengan la obligación de tener juntas directivas paritarias. Y esto no se hace de un día para otro, luego nos llevará, y me alegra, a que todas las federaciones tendrán que apostar por la paridad en sus ejecutivas, para obtener fondos, y que esto calará hacia abajo también, hacia las asociaciones y redundará en la consecución de la paridad en todas las organizaciones. Que no se puede hacer por voluntad y tiene que conseguirse por decreto, pues por decreto. Lo que no podemos es estar hablando de igualdad y normalización, sin poner los mimbres para poder conformar el carácter porque tendríamos el carácter, pero con un boquete.

“Nos llevará, y me alegra, a que todas las federaciones tendrán que apostar por la paridad en sus ejecutivas, para obtener fondos del 0,7%, y esto calará hacia abajo también”

¿Habrá próximamente una Fundación CERMI Andalucía Mujeres quizás cuando vuelva la bonanza económica?

Pues no lo descarto en absoluto. En absoluto, insisto. Es como en las organizaciones de la discapacidad, el tema de las mujeres con discapacidad, sin duda, quienes mejor lo llevan son ellas mismas. Personalmente, puedo partirme la cabeza, intentar ponerme en su piel, pero, evidentemente, cómo lo va a plantear una mujer con discapacidad, no lo podremos plantear nunca los hombres con o sin ella. En el momento que pudiera hacerse, estaría encantado de que hubiera en Andalucía una Fundación CERMI Mujeres.